Tenerife, Lanzarote, Fuerteventura y sus respectivas capitales, en detrimento del idilio PP-CC

Comment

Ultima Hora

El pacto entre Coalición Canaria (CC) y el Partido Popular (PP) tiene una larga historia. No es en modo alguno exclusivo del Gobierno de Canarias, sino que un acuerdo extensible al resto de la isla y a las instituciones municipales dejaría los cabildos de Tenerife, Lanzarote y Fuerteventura, y las capitales de todas estas islas, además de Santa Cruz. , a manos de los dos equipos palmeros. No es todo. En el camino hacia los resultados del domingo, el idilio es una buena parte del PIB. Entre las localidades cuyo gobierno está a merced del acuerdo entre nacionalistas y populares, podemos citar las turísticas San Bartolomé de Tirajana, Arona, Teguise o La Oliva, entre otras.

Las elecciones municipales también las ganó el PSOE en toda la comunidad autónoma, con 406 concejales y el 26,95% del total de votos. Le siguen la CC, 304 concejales y un 18,13%, y el PP, 262 y un 18,30%. Sin embargo, como ocurre con las elecciones autonómicas, en muchos casos, algunas de alto perfil, es una victoria infructuosa cuando su valor se traduce en representatividad pospacto. Que la Coalición quede en segundo lugar y los Conservadores en tercero hace que en la mayoría de los acuerdos que consigan cerrar, los primeros tendrán la mayor ventaja.

tenerife

Entre las principales instituciones que apoyarían al cartel CC-PP se encuentra el histórico bastión nacionalista del Cabildo de Tenerife, del que fueron expulsados ​​por el socialista Pedro Martín asistido por los ex Ciudadanos (Cs). El PSOE volvió a ganar con el mismo candidato, que mantendrá la presidencia hasta mediados de julio, más o menos, se ve en el Salón de Plenos Insular de Tenerife la moción de censura segura que convertirá a Rosa Dávila (CC) en la primera presidenta de la institución

El patrón se repite casi de manera idéntica en la capital de la chicharrera, otro de los lugares más destacados de la Coalición. El PSOE -Patricia Hernández- también ganó en el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife y de nuevo la suma de PP y CC da para expulsarle. José Manuel Bermúdez volvería así al inicio de la anterior legislatura, pero en su caso con perspectivas de permanecer cuatro años como alcalde.

Hernández duró poco más de un año como primer alcalde de Santa Cruz de Tenerife, apoyado por Cs y Podemos. Esta vez, los Nacionales tuvieron que convencer a la naranja Evelyn Alonso de que era más cómodo viajar con ellos. Eso y que la propia Hernández se opuso a su propio partido a la hora de formar la mayoría que la llevó a la alcaldía. En definitiva, que CC y PP ya habían viajado juntos por la capital occidental de Canarias.

Lanzarote y Fuerteventura

En los dos cabildos de las islas más orientales ganó CC, en el caso de Lanzarote, ya falta de recuento del voto por correo, por sólo 69 votos. En ambos casos además, los abertzales necesitarán un socio que apoye el mandato y el PP es suficiente para eso. Oswaldo Betancort (CC) superó en la bocina a Loli Corujo (PSOE). Están empatados a ocho concejales, pero, como en el caso de la Cámara Regional, el desplome de la oferta política de la extrema izquierda deja sin apoyos a Corujo y el camino está libre para Betancort, que con los cuatro concejales populares formará mayoría.

En Fuerteventura, Lola García (CC) cosechó su segunda victoria consecutiva -también conseguida en 2019-, pero esta vez con todo a su favor para mantenerse en el poder a salvo de los acuerdos en su contra. Los ocho representantes nacionalistas más el apoyo de los cinco conservadores son suficientes para formar un gobierno sólido.

En Arrecife, la victoria fue para el socialista Alfredo Mendoza. Sin embargo, los nueve concejales recogidos por su lista, se quedan sin fuelle frente a los catorce que se suman PP y CC; siete cada uno con más votos a favor de la popular Astrid Pérez, que podría seguir siendo alcaldesa. En Puerto del Rosario ganó con aire de suficiencia David de Vera (CC) -siete concejales-, distanciando a Fuerteventura Avanza (su líder estuvo en Cs en 2019), PP y PSOE, todos con cuatro diputados. Para De Vera Cabrera, los populares son suficientes para conformar una mayoría de gobierno.

joyería turística

En las conversaciones que se desarrollan desde la misma tarde del domingo, también entrarán varios de los principales núcleos turísticos del archipiélago. Esta no es una tarea fácil. Si más de un tercio del PIB canario se basa en la actividad de alojamiento, controlar varias de las localidades que más contribuyen a ella puede convertirse en una cuestión estratégica.

Para empezar, San Bartolomé de Tirajana, donde la hasta ahora alcaldesa, Conchi Narváez (PSOE), se convierte en tercera fuerza -fue segunda en 2019- y ve como el relevo se le escapa de las manos. Marco Aurelio Pérez (PP-AV) obtuvo un peor resultado que hace cuatro años -perdió un alcalde- cuando también ganó las elecciones. Sin embargo, una promoción espectacular de CC por la mano de Alejandro Marichal abre la posibilidad de regresar al asiento principal del Salón Plenario de Tunte.

Para continuar, Arona, en la que el socialista José Julián Mena pierde la mayoría absoluta, se encuentra con ocho concejales y, ante la denuncia colectiva por supuesta compra de votos interpuesta hace unos días por PP (5 concejales), CC (5) y Más Para Arona (cocinado por un ex PSOE y que ha conseguido cuatro asesores), no parece que vaya a ser fácil continuar como alcalde. Sobre todo porque el resto de la corporación está formada por dos representantes de Vox y uno de Nueva Canaria-Frente Amplio Canarista (NC-FAC).

Sin salir de Tenerife, en Granadilla de Abona y Guía de Isora -pérdida de la mayoría absoluta de los socialistas en la última-, las victorias del PSOE podrían ser aniquiladas si CC y PP se unen. En el municipio titular de enclaves costeros como El Médano (Granadilla), el nacionalista José Domingo Regalado ya tiene experiencias previas de convivencia con los conservadores. En la ciudad de Isoro, los once escaños ocupados por CC (7) y PP (4) son suficientes para destrozar a los diez del PSOE.

No exactamente, pero con el mismo resultado, La Oliva, en Fuerteventura, y Teguise, en Lanzarote, también son escenarios a explorar para emular la confluencia que se perfila como gran protagonista de la escena política canaria durante los próximos cuatro años. En el norte de Majorero, la Coalición ganó y la unión al PP impidió cualquier intento del PSOE de expulsarlos del poder municipal.

En el municipio de Conejero, en cambio, el PSOE fue el partido que más favores obtuvo de los ciudadanos. Es también el municipio de los enumerados donde más enrevesado parece haber solución. Nacionalistas (7) y populares (3) suman diez. Hay ocho socialistas, nueve con el asesor del NC-FAC y diez en el caso de convencer al representante de Primero Teguise, una escisión del PP que encabeza Jonás Álvarez. Romper este empate estará en manos del único alcalde alcanzado por Vox.

Vuelve Antona, vuelan Los Llanos

Hace cuatro años no fue muy bien tratado por su partido, que lo dejó a caballo para entrar en el gobierno de Canarias. Esta operación fracasó pero el destino de Asier Antona ya estaba escrito. Su posterior salida de la presidencia del PP en el Archipiélago le reservó el último episodio como senador de la Comunidad Autónoma. A partir de ahora, será alcalde de Santa Cruz de La Palma en cuanto sepa llevarse bien con los nacionalistas. Sus siete consejeros suman once con los del CC, una mayoría más que suficiente.

Como los burros vuelan en la política y en La Palma lo hacen por reacción y con una maniobrabilidad que envidia a sus compañeros, Antona tiene incluso el as bajo la manga para aliarse con los propios socialistas, la segunda fuerza de la capital palmesana. con cinco concejales. No es lo más lógico dado el espíritu nacionalista y conservador de gobernar juntos en el mayor número de instituciones posible, pero los acuerdos PP-PSOE en La Palma siguen teniendo raíces.

No es fácil que uno u otro se hagan daño, porque también veremos Los Llanos de Aridane, el corazón económico de La Palma. La alcaldesa Noelia García (PP) perdió la mayoría absoluta y pasó a ser la segunda fuerza tras CC y los mismos nueve concejales. Aliarse con los socialistas -tres consejeros- puede ser una amenaza mutua, pero lo más lógico es que gobierne Antona en la capital palmesana y el nacionalista Javier Llamas, en Los Llanos.

Amenaza a La Laguna

La Laguna, además de ser una de las cuatro principales ciudades de las islas, es también un elemento codiciado del nacionalismo. El resultado fue clarísimo a favor de Luis Yeray Gutiérrez (PSOE), con diez asesores. La coalición eran dos y el PP, mucho más allá, tres. El nuevo pacto suma once, por lo que el actual consejero deberá encontrar el apoyo de Unidas Sí Podemos (2) y Drago Verdes Canarias (2), esta última bancada que estará dirigida por Alberto Rodríguez.

Güímar, Villa de Mazo, Garafía, Icod de los Vinos y Tuineje completan la lista de 19 municipios y ayuntamientos a los que se puede extender un pacto en cascada.

Resultados de las elecciones del 28M en Canarias

No olvidéis que el próximo 28 de mayo podéis consultar en El Día los resultados de las elecciones autonómicas, consistoriales y municipales de Canarias y Tenerife 2023:

.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *