el día en que todos los caminos conducen a (la plaza de) Candelaria

Comment

Ultima Hora

Decenas de grupos folclóricos ayudaron a ambientar las calles de Santa Cruz desde las diez de la mañana. Entre muchos otros, Amuley, que aunque repite en El Cardonal, pertenece a la capital. Al canto de las canciones de Andrés, Andrés, refresca tu motor, recorrieron los alrededores del Teatro Guimerá, rumbo a la Plaza de la Candelaria, epicentro del programa elaborado por la Concejalía de Festejos -en colaboración con Zonas Culturales-. y Deportes- para potenciar el cierre de las Fiestas Patronales de la capital coincidiendo con las Fiestas de Canarias.

El 30 de mayo y en Santa Cruz podríamos decir que todos los caminos llevan a la Plaza de la Candelaria.

Fiesta y mucho movimiento en la capital tinerfeña. Y no era el Carnaval de Día -cuando desembarcan muchos vecinos de Las Palmas de Gran Canaria- ni la Luna Llena, sino el Día de Canarias. Ya en la calle carnavalera de La Noria, donde bastan unas bandas para anunciar que la ciudad está de fiesta -por la belleza patrimonial del lugar-, una exhibición de animales de razas autóctonas, con exposición canaria: canario poden, canario presa , pequeño lobo herreño (perro de pastoreo herreño), un pastor garafiano, un perro majorero, un perro enano de El Hierro y hasta un perro ratonero de La Palma, para continuar con una muestra de un camello canario, un cerdo negro, un burro majorero – que una madre mostraba a su hija mientras Burrito sabandero cantaba el villancico, una vaca palmera, una vaca canaria, a la que la Federación apostillaba en el cartel con basta, una oveja canaria, otra con pelo, una palmera, una cabra tinerfeña Norte, otra de Tenerife Sur, una palmera, otra majorera… palomas, melaza de Tenerife y hasta abejas negras.

Junto a Guimerá, en la plaza Isla de La Madera, se celebró un campeonato de dominó, en el que estuvieron presentes cuatro de los seis clubes que existen en Santa Cruz de Tenerife. imagen idílica. Bajo los laureles indios, en el escenario donde se atribuye la firma de la rendición de Nelson a manos del general Gutiérrez, unas tablas con el único objetivo de redoblar y cerrar el partido. La satisfacción de los equipos del Círculo de Amistad XII de Enero; Tenis Tenerife B; Siete Fichas El Sobradillo Clínica Darias y 6/5 ITV Cuesta-Taco SAIRANAC se materializa en la entrega de una placa que recibió el concejal de Fiestas, Alfonso Cabello, que apareció con el primero de los tres vestuarios que vistió en el Día de Canarias Holy Cross . En esta primera ocasión, con zapatillas Clavijo, con tres franjas en los colores de la bandera.

Al mediodía, desde la plaza de la Isla de La Madera hasta la plaza de La Candelaria, donde se encuentra la Federación de Grupos de Música de Tenerife, a las órdenes del joven maestro Juan Antonio Rancel Tejera -titular desde hace cinco años de la agrupación que aglutina entre setenta y mil cien músicos – comenzó su repertorio, bajo un sol que contrapesaba una ligera brisa del Atlántico, con Pasodoble a Icod. Estaban en Santa Cruz, pero era día de Canarias y todo era posible. Entre lo más destacado –y aún faltaba por realizarse el típico concurso culinario–, la actuación de los solistas Candelaria González, Víctor Estárico, Pablo Díaz Estrada y Félix Morales, quienes actuaron en momentos de infarto.

Concurso de Cocina Típica Lali Sierra

juegos tradicionales

A escasos metros, en un rincón de la Plaza de España, justo en la esquina más cercana del antiguo Olimpo –entre quioscos, carpas para los medios televisivos y evitando el paso del autobús y el resto del tráfico–, un campo para lo que Alicia Cebrián, asesora deportiva, denominó el día de la lucha institucional por Canarias en Santa Cruz. Como ocurre en Villa de Candelaria el 14 de agosto, víspera de la Patrona de Canarias, no en la capital, sino por el día de San Fernando.

No fue el único guiño a la tradición y costumbres canarias, ya que cuando se realizó la programación se desconocía la necesidad de buscar pactos. Esta demostración la protagonizó el Club de Lucha Canaria Campitos contra Castro Morales de Gran Canaria, y otro desafío entre luchadores. El jefe deportivo también sorprendió con la demostración de la pelea canaria de palos, que bien podría denominarse campeonato del primer aliento por la brevedad de su celebración. Pero completa la exposición con una primera incursión en la programación.

Antes de las dos de la tarde, cuando se abren los arcos de la Alameda, es el momento de disfrutar de la feria artesanal en la Plaza de España, un descanso antes de seguir la ruta del concurso de cocina típica. Segundo cambio de peinado; disfraz de mago.

Inicialmente se habían inscrito siete asociaciones, que finalmente se redujeron a cinco participantes en el concurso gastronómico más antiguo del país. Los participantes, las murgas infantiles Sofocados y El Cabito; el adulto Guachipanduzy; y los particulares Juan Quesada Rodríguez y Manuel Delgado Delgado, que estuvieron a cargo de las biandas que degustaron cientos de visitantes; algunos de ellos parecían que no había mañana.

Tras la actuación en el escenario de la Plaza de la Candelaria de una demostración de bailes 5DB, destinados a convertirse en tradición dentro de unas décadas, llegaron las actuaciones más típicas del día en Canarias, de la mano de Achamán, el humorista Kike. Pérez y la actuación de Los Sabandeños, que puso la banda sonora a los Premios Santa Cruz en el Día de las Comunidades Autónomas.

Premios Santa Cruz

Los premios de Santa Cruz de Tenerife han recaído en Dulce Rodríguez de la Rosa del Consejo Sectorial de la Confección Tradicional de Tenerife; Cándido López de OYE Producciones y el Club de Voleibol Santa Cruz Cuesta Piedra.

El éxito del programa diseñado por el director artístico del programa Mayo y concejal electo del CC Javier Caraballero quedó patente al ver al público que desbordaba la Plaza de La Candelaria. Y el tercer cambio de vestuario de Cabello; esta vez con traje y corbata. Hubo quien se sentó a ver a Achamán y no se levantó para terminar Los Sabandeños, con un entreacto risueño con el humorista lanzaroteño Kike Pérez. Precisamente en la tierra de los volcanes se alojó ayer el solista Besay Pérez, que realizó una gira para reunir folclore y talento canario, como el suyo, primero de Agüimes y tres horas después de Lanzarote. Pero no podía ser el tres en raya lo que lo había acercado a la Plaza Candelaria.

Santa Cruz tuvo un día de tipicidad, orgullo canario, un alarde de buen hacer y mejor programación que bien vale la pena capitalizar con la oferta de dinamización vacacional durante todo el año.

.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *