La calidad del aire se deterioró en 2022 en España por la reanudación del tráfico y el cambio climático

Comment

Ultima Hora

La población española estuvo expuesta en 2022 a «niveles de contaminación no saludables», en un año en el que la calidad del aire se deterioró respecto a 2020 y 2021 por el aumento de las temperaturas y la escasez de lluvias, pero principalmente por la reanudación del tráfico y actividad económica.

Según el informe anual de Ecologistas en Acción, basado en mediciones de 780 estaciones de control de la contaminación repartidas en 132 regiones de España y que incorpora datos de los principales aeropuertos y puertos, el año pasado estuvo expuesta toda la población española y el 92% del territorio nacional a «niveles de contaminación poco saludables» tras el fin de las restricciones covid de los dos años anteriores.

Sin embargo, aunque en 2002 hubo un aumento significativo en los niveles de material particulado (PM10 y PM2.5) y niveles más matizados de dióxido de nitrógeno (NO2) y ozono troposférico en comparación con los dos años anteriores, estos dos contaminantes no alcanzar las concentraciones registradas en los años anteriores a la pandemia.

El importante aumento de los niveles de partículas en suspensión procedentes del norte de África y de dióxido de nitrógeno concentrado en el «tráfico pesado de las ciudades» refleja «la preocupante situación por la que atraviesa la calidad del aire en España», acentuada en 2022 por «los registros más cálidos y secos». desde al menos 1961”, subrayó el coordinador del informe, Miguel Ceballos, durante su presentación a la prensa.

Las tres olas de calor vividas durante el verano y la escasez de precipitaciones «elevaron los niveles de concentración de ozono», el tercer factor a combatir con polvo y dióxido de nitrógeno en un contexto donde el cambio climático, «aunque no es la causa, agrava y dificulta el impacto de la contaminación”, señaló Ceballos.

Si se toman como referencia los valores máximos recomendados por la Organización Mundial de la Salud (OMS), “el aire contaminado ha afectado a toda la población nacional y 463.000 kilómetros cuadrados, o el 92% del territorio”.

Sin embargo, a la vista de los umbrales a los que aspira el objetivo a largo plazo de la Unión Europea de proteger la vegetación, el número de afectados se reduce a «7,6 millones de personas y 95.000 kilómetros cuadrados de extensión», lo que significa que en 2022, cuatro de cinco españoles respiraron un aire que no cumpliría con los nuevos estándares legales propuestos por la UE para 2030.

La absorción de aire de mala calidad provoca enfermedades respiratorias y cardiovasculares «que padecen principalmente niños, ancianos, personas con afecciones y patologías y mujeres embarazadas», ha señalado el responsable del área de calidad del aire de la organización ecologista, Paco Segura.

25.000 muertes al año

En este sentido, «hasta 25.000 personas mueren prematuramente por este problema, 15 veces más que en accidentes de tráfico», según Segura, quien advierte que las medidas en las puertas de los establecimientos educativos demuestran «el preocupante riesgo» de que el aire asimilado por los estudiantes supera «el doble de los parámetros de contaminación considerados legales».

Ante ello, la responsable de Ecologistas en Acción Internacional, Nuria Blázquez, instó al fomento de la movilidad sostenible y alternativa a la movilidad convencional, la adopción de una producción limpia basada en el ahorro energético y las energías renovables, y la implantación de sistemas de bajo consumo. sistemas de emisión en «las 150 ciudades donde ya deberían estar operativos, mientras que actualmente no se superan las 10».

Por áreas, el informe indica que las partículas PM10 presentaron la peor situación de la última década en Canarias. A pesar del desplome generalizado del NO2 en un 20% respecto al nivel medio entre 2012 y 2019, Barcelona ha vuelto a superar el límite legal anual y Madrid lo ha igualado.

.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *